Menú desplegable version 2.3

21 febrero 2021

Vera Rubin - Una vida entre estrellas

Vera Cooper Rubin, más conocida como Vera Rubin, nació el 23 de julio de 1928, en Filadelfia.


Desde niña, Vera mostró un gran interés en el movimiento de las estrellas que veía desde la ventana de su casa. Su padre, ingeniero eléctrico, la animó a seguir con su pasión, ayudándola a construir un telescopio con el que comenzaría un viaje por las estrellas que aún no ha terminado.

En 1948 se graduó en Astronomía en la Universidad de Vassar, tras lo cual intentó inscribirse en la Universidad de Princeton; pero no lo consiguió, pues hasta el año 1975 en esa Universidad no se permitió que las mujeres accedieran a los estudios de posgrado en Astronomía.

Como alternativa, solicitó ser admitida en la Universidad de Cornell, donde cursó un Master en Física bajo la dirección de Philip Morrison, Richard Feynman y Hans Bethe.

Luego, en 1954, obtuvo su doctorado en la Universidad de Georgetown, bajo la guía de George Gamow, conocido por haber predicho el Fondo Cósmico de Microondas como una consecuencia del Big Bang.


Con el trabajo de su tesis doctoral, Vera Rubin buscaba responder a la pregunta de si las galaxias están distribuidas uniformemente en el Universo. 

Para ello, desarrolló un método de descripción estadística de la distribución de galaxias y lo aplicó a un pequeño catálogo que formaba parte de un cartografiado del cielo (el primero de su especie) que se estaba llevando a cabo en el Observatorio de Lick, en California. ´

Observando que existía un alto índice de agrupación en la distribución de las galaxias, conjeturó que éstas se concentraban en ciertas zonas dejando espacios vacíos entre ellas.

Estos resultados no despertaron casi ningún interés en el momento de su publicación, pero fueron confirmados quince años más tarde y ahora constituyen la base del estudio de la estructura a gran escala del Universo.


En este trabajo demostró su atracción por la ciencia sin ataduras a los paradigmas convencionales y dejó entrever la originalidad de su pensamiento. Estudió el movimiento sistémico y el brillo en las galaxias espirales, concluyendo que espirales de magnitud aparente parecida, y por tanto situadas a distancias similares, parecían viajar más rápidamente en una dirección que en otra. Este resultado, muy criticado en la época, fue lo que sugirió a Gerard de Vaucouleurs a desarrollar la idea del supercúmulo.

En la década de 1950, Vera compaginó la enseñanza y la investigación en la Universidad de Georgetown con su vida familiar, ya que durante estos años tuvo a sus cuatro hijos: ahora todos ellos son doctores en alguna especialidad científica.

Ha publicado seis artículos científicos junto a su hija, Judith Young, Doctora en Física, formando con ella uno de los pocos tándem científicos, madre-hija, de la Astronomía.


Posteriormente se trasladó a la Carnegie Institution of Washington donde comenzó a colaborar con Kent Ford en lo que sería la investigación que culminaría su carrera.

Kent Ford había desarrollado un espectrógrafo muy sensible que permitía medir la velocidad de las estrellas en las galaxias espirales en función de su distancia al centro.

Vera ya se había interesado en el movimiento interno del gas y las estrellas en las galaxias espirales durante su estancia en la Universidad de California, pero no fue hasta esta colaboración que el estudio de la rotación de las estrellas y del gas en los discos de galaxias espirales tomó todo su significado.


La primera galaxia que examinaron fue nuestra vecina Andrómeda. De ella tomaron medidas de cómo se movía el gas en el disco. Hasta ese momento se creía que la distribución de la masa de una galaxia era la misma que la distribución de la luz emitida por las estrellas.

En una galaxia espiral se encuentra una parte central más luminosa y un disco en el que su luminosidad decrece exponencialmente hacia las partes externas.

La parte central, más brillante, contiene la mayor parte de la masa; por lo tanto, las velocidades de rotación de las estrellas deberían más altas en el centro e ir disminuyendo a medida que se alejan del centro de la galaxia.



Si se representa en un diagrama la velocidad de rotación y la distancia al centro, se debería ver una curva con valores más altos de la velocidad en la parte central de la galaxia, y que fuesen decayendo hacia afuera. Cuál sería la sorpresa de ambos investigadores al ver que, en vez de eso, la curva de rotación se mantenía plana en todos los puntos observados.

En un principio pensaron que sería una anomalía de la galaxia de Andrómeda. Sin embargo, después de analizar muchos más objetos, concluyeron que era una característica común a todas las galaxias espirales. Como en la galaxia NGC1300 (foto de la NASA) representada arriba de estas líneas.


¿Qué implicaba entonces todo esto en la distribución de la masa de las galaxias?

Recordaron entonces el trabajo del astrónomo suizo Fritz Zwiky. En los años 1930 Zwiky indicó que faltaba masa para poder explicar el movimiento de las galaxias del cúmulo de Coma y concluyó que debía haber materia que no se veía. Su trabajo no tuvo repercusión en su momento ni se siguió esa línea de investigación.

En la reunión de la Sociedad Estadounidense de Astronomía de 1975, Vera Rubin y Kent Ford anunciaron a toda la comunidad científica que la mitad de la masa contenida en las galaxias espirales no era visible sino que estaba en forma de “materia oscura”.

Al principio, este resultado fue recibido con escepticismo. Sin embargo, rápidamente aparecieron otros trabajos que lo corroboraron.


Desde 1978 Vera y su equipo han observado más de 200 galaxias y han calculado que aproximadamente el 90% de la materia del Universo es “materia “oscura”, no visible, pero detectable por el efecto gravitacional que produce.

Desde los trabajos de Vera Rubin y de Fritz Zwiky, se han sucedido numerosas pruebas y observaciones encaminadas a detectar los efectos de la materia oscura, tales como las lentes gravitacionales.

En la actualidad todos los modelos de formación de galaxias incluyen la presencia de materia oscura. En el modelo cosmológico actual, la materia oscura es crucial para reproducir muy bien las estructuras a gran escala, es decir, la distribución de galaxias y cúmulos de galaxias del Universo, tema en el que también Vera puso su granito de arena.

Sobre la naturaleza de la materia oscura se podrían escribir muchos artículos, aunque por ahora la conclusión sería la misma: aún no sabemos en detalle de qué está formada y pese a los muchos experimentos desarrollados para su detección y/o producción, todavía no se ha conseguido ningún resultado positivo. Vera ha contribuido con su investigación y dedicación a desarrollar la Astronomía moderna abriendo, además, la puerta a uno de los grandes misterios astronómicos de todos los tiempos.

Vera Rubin es Doctora Honoris Causa de numerosas universidades, incluyendo a Harvard y Yale. Actualmente, es astrónoma investigadora en la Carnegie Institution de Washington.

Es miembro de la Academia Nacional de Ciencias de Estados Unidos y de la Academia Pontificia de las Ciencias.

El 15 de junio de 2009, se celebró en Ontario una conferencia titulada “Desvelando la masa de las galaxias” para festejar su 81º cumpleaños y celebrar junto con otros astrónomos los logros conseguidos en su exitosa trayectoria.

El mundo de la astronomía se oscureció un poco el 25 de diciembre de 2016, día en el que falleció la gran Vera Cooper Rubin.

14 febrero 2021

Mitología: Diosas y dioses del amor


Azteca

Xochiquetzal:
    Diosa del sexo y la belleza.

Xochipilli:
    Dios del amor, arte, juegos, belleza, danza, flores, maíz, fertilidad y canto.

Celta

Áine:
    Diosa irlandesa del amor, el verano, la riqueza y la soberanía ; posiblemente originalmente una diosa del sol.

Cliodhna:
    Diosa irlandesa, a veces identificada como diosa del amor y la belleza.

China

Jiutian Xuannü:
    Diosa de la guerra, el sexo y la longevidad

Yue-Lao:
    Dios del amor, que une a dos personas con un hilo rojo invisible.

Tu Er Shen:
    Dios del amor entre hombres homosexuales.

Egipcia

Bastet:
    Diosa de los felinos, amor, protección, perfume, belleza y danza.

Hathor:
    Diosa del amor, la belleza y la música; originalmente una diosa del cielo.

Germánica

Freyja:
    Diosa del amor, sexo, belleza, seiðr, guerra y muerte. Se la suele ver como el equivalente nórdico de Afrodita.

Freyr:
    Dios fálico de la lujuria, matrimonios, paz y placer.

Griega antigua

Afrodita:
    Diosa del sexo y la belleza. Versión griega de Astarté y, por último, Inanna.

Eros:
    Dios de la atracción sexual, el amor, el sexo y la procreación. Originalmente, una deidad primordial no relacionada con Afrodita, aunque más tarde se convirtió en su hijo, posiblemente con Ares como padre.

Guaraní

Kurupi:
    Dios de la sexualidad y la fertilidad.

Rudá:
    Dios del amor.

Hinduista

Kama:
    Dios del amor y la sexualidad, versión hindú de Eros.

Rati:
    Diosa de la pasión y la lujuria, esposa de Kama

Lituana

Milda:
    Diosa del amor y la libertad.

Romana

Venus:
    Diosa Romana relacionada con el amor la belleza y la fertilidad. Algunos mitos dicen que Cupido es su hijo fruto de la relación con Marte, Dios de la guerra.

Cupido:
    Dios del amor de la mitología romana que se asocia al amor apasionado, deseo, el flechazo, la picardía… Según una leyenda era ayudante de su madre Venus y era el encargado de llevar el amor a los mortales a través de dos tipos de flechas una dorada y otra de plomo que producían amor instantáneo e indiferencia respectivamente.


Si quieres leer más mitología

07 febrero 2021

Reseña de Rebeldes

Está novela la leí por primera vez cuando tenía trece años. Lo leí en el colegio, aunque al principio la temática no me atrajo nada en absoluto, en cuanto comencé a leerlo lo termine en un par de días. Siendo el único libro que he leído más de una vez. Tengo la teoría de que habiendo tantos libros en el mercado, hay que darles una oportunidad a los demás. Sin más os dejo con la ficha técnica y la reseña.


FICHA TÉCNICA

Título: Rebeldes
(The Outsiders)
Autor: Susan E. Hinton

Género: Juvenil

Editorial: Alfaguara

Publicado: 1967

Páginas: 232

SOBRE LA AUTORA


♦ Su nombre completo es Susan Eloise Hinton; utilizó las iniciales de sus nombres porque creía que ningún chico se creería la trama de su novela Rebeldes (sobre guerra de bandas) si sabían que la había escrito una mujer.
♦ Con 17 años publicó Rebeldes (Outsiders), su primera novela, que se convirtió en un éxito gracias al boca-oreja. Actualmente sigue reeditándose y es lectura obligatoria en muchos institutos. Esta novela, con el paso de los años, se ha convertido en un clásico contemporáneo.
♦ Después de Rebeldes sufrió un bloqueo creativo que superó gracias al consejo que le dio su novio (ahora marido): que escribiera cinco páginas cada día antes de salir de casa.
♦ Sus siguiente novelas fueron Esto ya es otra historia, La ley de la calle y Tex. Todas ellas son novelas juveniles protagonizadas por chicos de barrios bajos metidos en problemas.
♦ Esas cuatro novelas fueron adaptadas al cine. Dos de ellas (Rebeldes y La ley de la calle) dirigidas por Francis Ford Coppola. En tres de ellas encontramos a Matt Dillon. En tres de ellas también aparece la propia Susan haciendo una breve aparición o “cameo”.
♦ A Susan le encantan los caballos y les ha dedicado dos novelas: Tex y Domando al campeón. En la actualidad vive en un rancho y dedica muchas horas a montar.
♦ Además de cinco novelas juveniles, tiene una novela de adultos, una recopilación de relatos y dos cuentos infantiles.
♦ Rebeldes ha vendido 14 millones de copias desde su publicación en 1967. El año pasado esta novela vendió, sólo en los EEUU, 400.000 copias.


SINOPSIS

Nadie dijo que la vida fuera fácil. Pero Ponyboy está bastante seguro de que tiene las cosas controladas. Sabe que puede contar con sus hermanos, Darry y Sodapop. Y sabe que puede contar con sus amigos, amigos de verdad, que harían cualquier cosa por él, como Johnny y Two-Bit. Y en lo que respecta a los socs (una violenta banda de pijos a los que les encanta vapulear a los greasers, como lo son él mismo y sus amigos) sabe que puede contar con ellos para armar broncas. Pero una noche alguien lleva todo esto demasiado lejos y el mundo de Ponyboy da un vuelco inesperado…


RESEÑA

Lo que más llama la atención de esta novela es que fue escrita cuando la autora tenía tan solo dieciseis años. En su día, este libro sorprendió al país no solo por las situaciones que vive el protagonista y su pandilla, sino también por la juventud y la magnífica narración de su autora. Temas como el conflicto social y los dramas familiares son tratados de manera dura y sin florituras.

A pesar de que el libro fue escrito hace más de medio siglo las problemáticas de ese tiempo, por desgracia, siguen estando vigentes hoy en día. Como son: la diferencia entre las clases sociales, la discriminación, el rechazo, las injusticias, el abandono escolar, la marginación, los conflictos familiares, la violencia y agresión.

Los hechos suceden en Tulsa (Oklahoma), donde vive Ponyboy Curtis, el protagonista de esta historia y a su vez es el único narrador. Pony es un chico sincero de catorce años, es huérfano pero tiene la suerte de tener a sus dos hermanos mayores para protegerlo. Es inteligente y un gran corredor, le da muchas vueltas a las cosas, como cualquier chico de su edad. Susan nos aporta unas descripciones divertidas, solo las justas y necesarias. Lo que ayudan a no salirnos de la trama que nos está contando en todo momento. Es una voz creíble y continua, no chirría. El vocabulario es el adecuado, su forma de actuar va acorde con su personalidad. Sin duda, Ponyboy es un personaje que nos permite empatizar con él.

Pero el protagonista no está solo. Al quedar huérfano, Darry (apodado Superman), el hermano mayor y el más responsable, se hace cargo de sus dos hermanos pequeños. Se ha visto obligado a renunciar a sus estudios y trabaja para mantener a su familia. El hermano mediano llamado Sodapop, uno de los personajes más atractivos y cariñosos; también deja el colegio de lado y consigue un trabajo a sus dieciséis años en una gasolinera. De Soda, sabemos que odia estudiar, y que a diferencia de Ponyboy, piensa que no sirve para ello.

El resto de la panda de amigos de los hermanos Curtis, son de lo más peculiar. El larguirucho de Steve Randle, el mejor amigo de Sodapop, y con quién comparte jornada laboral. O Two-Bit, un tipo que ama ver a Mickey Mouse en la tele y del cual no se sabe nada sobre su propia supervivencia. Ni trabaja, ni estudia. El graciosillo del grupo que daría la vida por su pandilla. Y me dejo para el final los más importantes a destacar, como lo es Dallas Winston. Un despojo humano con un don para llamar la atención, nacido de una sociedad empobrecida y criado en las calles. Alguien sin futuro más que su presente, con unos ojos que han visto más crueldad de la que debían. Y por último, Johnny Cake. El personaje más entrañable y el mejor amigo de Ponyboy. No solo la familia Curtis es un tanto desestructurada, la de Johnny es incluso peor, una madre que le ignora y un padre que le maltrata.

La novela nos deja ver como las diferencias pueden verse como similitudes, si se tiene la voluntad para ello. Cuando acabas de leerla te das cuenta de que todos tienen sus problemas independientemente de la clase social a la que pertenezcan. Cada uno tiene sus propios dramas personales, sin embargo, su manera de lidiar con los problemas no es tan diferente.

Rebeldes es un libro que me dejo huella en muchos aspectos de mi vida, aunque quiza no sea el libro mejor escrito, ha conseguido que ser mi libro favorito y el que siempre recomiendo, cuando tengo que elegir uno.

Antes de terminar no quiero olvidarme de hablaros de la película del año 1983 y dirigida por Francis Coppola. Creo que es la adaptaciones más fiel al argumento e incluso los diálogos que he visto. Además no pierde el espíritu de la novela, por no mencionar que el casting es perfecto, compuesto por C. Thomas Howell (Ponyboy), Patrick Swayze (Darrel), Rob Lowe (Sodapop), Tom Cruise (Steve), Ralph Macchio (Johnny), Matt Dillon (Dallas), Emilio Estevez (Two-Bit)

También hubo una serie posterior que comienzaba con el último capítulo del libro y el posterior juicio. No os cuento más para no destriparos la historia. Realizado por el mismo director y los mismos protagonista.


Si quieres leer más reseñas